Venezuela una economía sumergida por el proletariado | Venezuela es Noticia

Venezuela una economía sumergida por el proletariado
Venezuela una economía sumergida por el proletariado
El proletariado (del latín proles, linaje o descendencia) es el término utilizado para designar a los trabajadores o clase obrera que carece de propiedades y medios de producción por lo que, para subsistir, se ve obligado a arrendar su fuerza de trabajo a la burguesía, propietaria de los medios de producción. Wikipedia

La buena fé del Estado socialista, apostó con toda sus fuerzas a empoderar al pueblo trabajador (proletariado) de una esperanza emancipatoria, hoy fallida. En el encantador y quizá ingenuo discurso de los seguidores del actual poder dominante Chavista, dirigido a liberar al oprimido y pobrecito trabajador formal de las garras de su patrono quien lo explota vilmente, existió un objetivo subyacente y silencioso, destruir a la pequeñas y medianas empresas venezolanas. 

“¿Como se entiende este fenómeno socio económico venezolano, donde el ser humano oprimido se convirtió en el verdugo de la misma sociedad, transformándose en un actor clave de usura y acaparamiento mal llamados Bachaqueros?” Es un problema de Educación, ¿Correcto?

No tengamos duda, a estas alturas del juego, que las empresas trasnacionales y multinacionales lejos de verse afectadas se fortalecen porque las crisis están presupuestadas y provisionadas a largo plazo.

El mercado queda entonces en sus manos, desde Adentro o desde Afuera de las fronteras del caos económico y social. Empresas Polar es un digno ejemplo de ello. Mientras más caótica la situación económica, más se fortalece porque sus pequeños competidores no están en capacidad ni administrativa ni financiera de sostenerse en el mercado.  

Empresas Polar, es una de las industrias mejores administradas del mundo. Sería un lujo que quien la preside nos obsequiara parte de su tiempo para dar una cátedra de administración y gestión pública. Sin duda, sería una Revolución empresarial. Lo que necesitamos.

Lo que mueve al mundo son las empresas, sus empresarios, sus trabajadores, la productividad como una expresión directa del talento forjado desde la educación formal en las universidades y la dinámica económica misma. 


Lo increíble de todo esto, es que en su origen comunista, ese discurso encantador del Chavismo no tiene nada de ingenuidad. Por el contrario, los que seguimos el mensaje y lo expandimos como pólvora como buena nueva, fuimos utilizados y engañados mansamente para propósitos oscuros y obviamente desconocidos.

“Hay que aceptar que es bueno cambiar de opinión, los neurólogos le llaman Disonancia, Eduard Punset”

Lo que está sucediendo en Venezuela hoy, reposa en los libros clásicos de economía desde hace 30 años. La crisis se veía venir de lejos. 


Destruir a la empresa privada, forjada para crear puestos de trabajo productivos, generar ingresos fiscales al país, y por el contrario, promover a la actividad informal hasta llevarnos a las cavernas de una economía sumergida que acapara los productos de primera necesidad, estafa a la gente a través de la usura, ante la mirada cómplice de las autoridades del Estado Venezolano es una prueba sustantiva de la peor administración pública jamás ejecutada por un gobierno venezolano, constituido y precedido. 

La moral social se ha perdido, Venezuela es el mal ejemplo económico del mundo, porque el Estado perdió el control sobre “El deber Ser Económico”.

Esta realidad se puede corroborar con tan solo ir de compras a cualquier comercio, llámese una charcutería, abasto, bodega, etc.  Lo dueños de negocios no entregan facturas, aumentan los productos todos los días ajustándolos a la tasa del Dolar Today, por una sencilla razón, la institución que debería hacerlo perdió legitimidad y confianza ante la sociedad, nos referimos al Banco central de Venezuela.

En Venezuela, todos los días los comercios donde se expenden los productos de primera necesidad son asaltados por  los actores de la economía sumergida, los llaman “Bachaqueros”.

Estos actores de la economía venezolana, vacían las estanterías de los comercios donde las empresas surten los productos de primera necesidad, luego los acaparan en sus hogares y los venden a 500% de su valor original.  ¿Quien hace algo real, sustantivo, más allá del discurso y la publicidad por evitarlo?.

No se puede vivir sin límites decía Paulo Freire, una sociedad sin reglas de juego es una sociedad enferma, decadente moral y económicamente
Esto sucede todos los días y la inteligencia de las  autoridades del Estado Venezolano encargadas del control de estas actividades inhumanas  es desbordada por la inteligencia colectiva de estas mafias. Prácticamente se han plegado a ellas.  ¿Porqué?

El control de precios jamás ha funcionado en ninguna economía.


A lo lejos, lo que estamos observando en Venezuela, es que el Estado ha tomado una decisión correcta pero tardía.  ha decidio que “la mano invisible” del mercado, a través del libre juego de la oferta y la demanda se encargue de construir el nuevo punto de equilibrio.

Pero ese punto de equilibrio está reñido con la baja producción y la moral económica del venezolano. “Los comerciantes se han vuelto locos” es lo que se escucha decir a las amas de casa. 

Ha sido tanto el retraso en el ajuste de los precios que no se ve aun la luz al final del tunel. Pero cierto que en medio de todo, es la mejor decisión posible. El libre juego de la oferta y la demanda debe encargarse de encontrar el equilibrio perfecto entre Oferta/Demanda. Ya no más, no se puede jugar a los dados con al economía. Pero, necesitamos empresas para que produzcan las cantidades suficientes de alimentos de primera necesidad para el consumo nación e incluso para exportar los excedentes. Alguien tiene que lograr estos objetivos!!!

Otra buena decisión económica es promover las transacciones electrónicas.


Estamos en la era de las tecnologías y la información. Y apostar a ello traerá muy buenos beneficios en el futuro próximo. Los ahorros en emisión de dinero físico serán significativos al igual que los aprendizajes de los agentes económicos.  El dinero electrónico es una apuesta correcta y pertinente.  Pero aparece otro fenómeno: Ahora la gente sale a comprar efectivo al mercado. ¿Cómo se explica esto?

Los terminales de pasajeros, los transportistas y el comercio minorista 


El Estado se hace la vista gorda con algunos sectores. Es así como, ahora existen sectores de la economía que no aceptan pagos con dinero electrónico como lo es el sector transporte y muchos comercios minoristas. Por ejemplo: Si Usted va a un terminal de pasajeros solo podrá pagar en efectivo. ¿Porqué?.

Los transportistas, venden el dinero hasta con un 30% de comisión. Es una verdad a gritos. ¿Y porque el Estado no actúa diligentemente?.  Es tan sencillo como hacer un ejercicio empático, y ordenar/imponer a todos los vendedores de pasajes de transporte poner Puntos de Ventas electrónicos para pagar con tarjetas de crédito, débito o envío de saldo electrónico. ¿Porque no lo hacen?.

¿Porque esperar a que los transportistas ganen más por vender el efectivo que por las ventas de pasajes propiamente dicho. Van a esperar que todos los actores de la economía aprendan a vender efectivo así como aprendieron a replicar las actividades de “Bachaquerismo” que históricamente ha existido en las fronteras Colombo-Venezolana?. Reflexionen…

En todas estas actividades económicas existe un denominador común, la usura como una consecuencia de la escasez.

La escasez en un mal económico que resulta de la aplicación de políticas públicas erróneas. Y en su mayoría está ligada a un debilitado desarrollo empresarial privado.

Históricamente, el Estado  socialista ha sido un pésimo administrador de empresas.  Esto no es nuevo, y sucede una y otra vez, por una sencilla razón. 

Como lo decía Margaret Thatcher: “El socialismo dura hasta que se agota el dinero de los demás”.  

Son las empresas y sus empresarios privados los que han sacado a flote economías sumergidas y empobrecidas como China y Rusia.  El ejemplo viene de los aliados al gobierno de turno. 

Por todo esto, si en algo deseáramos muchos venezolanos que somos socialistas por convicción, es que así sea por 12 meses de gobierno Chavista que queda,  esto fuera una dictadura solo en la dimensión política.  No se sorprendan al leerme decir esto, China y Rusia lo son.

Dejemos que siga rienda suelta la búsqueda de ese equilibrio entre la oferta y la demanda hasta ver dónde son capaces los consumidores a pagar el máximo precio por adquirir un producto o un servicio, ese es un ejercicio saludable para la economía, pero lo que no se podrá tolerar es que el Estado Venezolano vuelva a fallar en lo elemental, que no es otra cosa que la usura llegue a una comercialización inmoral del efectivo.

Si bien es cierto que la crisis venezolana es un producto directo de la implementación de unas erróneas políticas públicas, tenemos que ser capaces de aceptar que esta crisis, es una construcción colectiva. El venezolano no tiene una cultura económica generadora de valor agregado. Somos un país mendigo del petroleo.  Nunca fuimos ni somos capaces de ser productivos ni autosustentables. Esta crisis la necesitábamos para aprender de ella.

Particularmente, en mi posición de socialista, hubiese deseado el éxito de la revolución chavista, pero desgraciadamente es la flecha del tiempo la que nos dice la verdad. Lo que si queda claro, es que no es,  ni la política ni la economía socialista la que fracasa, es el dogma en mala cabezas lo que lleva al fracaso de una administración pública. En especial porque no se puede ser tan ingenuo en sociología y economía.

Si el liderazgo político no tiene la capacidad para  generar valor agregado al conocimiento heredado y producido en la marcha y co-Construir nuevas capacidades, empoderamiento y emancipación social el resultado no se hará esperar, es el fin de la revolución.  

El causante del problema económico siempre ha sido el Ser Humano y su vocación destructiva hacia los recursos naturales, su cultura labrada en la hegemonía de la economía capitalista mundial, y la educación recibida que históricamente lo ha capacitado para ser egoísta, individualista y consumista.

Sin embargo, de nada sirve saberlo y decirlo si no se encuentra la técnica correcta para abordar el problema económico y transformar sus debilidades en una fortaleza. ¿Donde están los Intelectuales de Izquierda?. ¿Están dormidos esperando el fin de la revolución?

No es el proletariado convertido en comerciante informal el que va a sacar a Venezuela de la crisis, ya lo han demostrado y con creces: ellos solo generan desequilibrios y afectan gravemente al país, lo que necesitamos es empresarios, que generen ingresos fiscales a la nación para la re-Inversión Social.  Ese si es el deber Ser de una buena administración pública.    Por eso me encanta la idea Dios mediante que el Sr. Lorenzo Mendoza tenga la voluntad de arriesgarlo todo por Venezuela.  Realmente se lo agradeceríamos. 

Según nuestra humilde opinión, no existe un liderazgo político en Venezuela capaz de ganar las próximas elecciones presidenciales. La única fuerza capaz de lograrlo será el liderazgo empresarial y su mejor expresión es el Sr. Lorenzo Mendoza.

Es un lujo como lo dijo en una oportunidad Pedro Penzini (Hijo), quien lo señaló en su programa de televisión. Necesitamos un gerente eficaz para Venezuela.

“Como se entiende este fenómeno socio económico venezolano, donde el ser humano oprimido se convirtió en el verdugo de la sociedad misma transformándose en un actor clave de usura y acaparamiento que llamamos Bachaquero ”

Publicar un comentario

No siempre estamos de acuerdo en todo con los demás. Por favor siéntase libre de expresarse, pero mantenga una discusión ecuánime y con mentalidad abierta con respeto hacia las opiniones y sentimientos de los demás.

☺ Danos tu opinión sobre este contenido

Autor

{picture#https://lh3.googleusercontent.com/-yAgYY3DLVII/VvhfQTnIV7I/AAAAAAAAAC4/_EFkVkZW0EA4VUz4hJh1OgQ3h21fETbyA/s300/Venezuela%2Bes%2BNoticia%2BMundial.png}

Destacamos la noticia de Venezuela desde un enfoque socio-crítico constructivista y participativo.

{twitter#https://twitter.com/Vzlanoticia}
{google#https://plus.google.com/+VenezuelaesnoticiaVeprensa/about}

Con la tecnología de Blogger.